Los coloridos y nutritivos insectos comestibles

Texto de Emiliano Molina

Los insectos son parte de nuestra cultura; algunos son conocidos, otros no tanto, pero lo que no podemos negar es que están llenos de historia, sabor y nutrientes
Insectos comestibles
Chapulines. Foto de marysadt en Flickr.

Los insectos comestibles han sido parte de México desde las civilizaciones prehispánicas, ellos consumían estos manjares de la tierra sin saber exactamente la cantidad de nutrientes que ingerían cada que los consumían. Sin embargo, con el paso del tiempo, específicamente después de la Conquista, se dejaron de comer como usualmente se hacía.

Aunque no todo estuvo perdido, ya que muchas comunidades -por necesidad o tradición- han logrado salvaguardar muchos de estos insectos comestibles, los cuales siguen formando parte de nuestra cocina mexicana hasta nuestros días. ¿Me acompañas a conocer algunos? 

Acociles, el pequeño crustáceo colorido y nutritivo

Los acociles… Estos pequeños camarones llevan acompañándonos desde nuestro México prehispánico y no hay por qué subestimarlos, aunque son pequeños, pues han logrado adaptarse a grandes cambios

Estos animalitos se suelen encontrar en los lagos de Texcoco, y si nos detenemos a pensarlo, debe ser una tarea complicada recolectarlos  por el tamañito que tienen. Una vez recolectados, los acociles se venden en pequeñas canastas. ¿Y cómo se comen? Podrás estar preguntándote, pues mucha gente los consume como botana; estoy seguro que los has visto, son de color rojo y su preparación es simple, se deben freír en un poco aceite y cuando comienzan a cambiar de color es la señal de que ya están listos para comer. 

También se pueden servir en una tortilla solamente, triturar para usar en alguna salsa, en cocteles o para caldos, aunque una de las preparaciones en las que puedes encontrar los acociles es en el chalmulmulli, un guiso que se acompaña con tamales

Acociles
Acociles. Foto de Humberto Alonzo Romero en Flickr.

Pero los acociles no solo tienen un gran sabor, sino que antes eran usados como ofrenda de ceremonia para el décimo octavo mes del año Izcalli, en esta fecha se realiza una fiesta en honor al señor del fuego y el tiempo Xiuhtecuhtli para iniciar el nuevo ciclo del año con la purificación del fuego.

Estos pequeños insectos cuentan con varios nutrientes como vitamina A, hierro, calcio, sodio y un bajo contenido de grasa, por lo que son una buena opción para botanear, además, son baratos y claro, es mejor que comer unas papitas.

Lago de Texcoco, hogar del ahuautle

Empecemos a hablar del ahuautle a partir de su nombre. Para algunos no tendrá mucho significado, pero el saber qué son sus raíces en náhuatl nos ayuda a ver que no son palabras al azar atl (agua) y huautli (amaranto), que al juntarse hace referencia al amaranto de agua

Ahora, tal vez no te gustará saber de dónde provienen estas pequeñas bolitas, pero debo decirlo, estos son huevos de axayácatl, un chinche de agua que vive en el lago de Texcoco.

Este pequeño huevo tiene mucho valor histórico, ya que se consumía desde la época prehispánica por el mismísimo Moctezuma como desayuno y por supuesto, era usado en ceremonias para la deidad del fuego, Xiuhtecuhtli; se podría decir que era su forma de sazonar al sacrificio después de haber sido incinerado para que el dios se lo coma.

Ahuautle
Ahuatle. Foto obtenida del sitio Gastronómadas.

Por otro lado, el ahuautle contiene bastante proteína, su porcentaje es del 80% y además, no tiene grasas, por lo que  es una opción muy buena para quienes cuidan la línea, aunque lamentablemente su precio puede ser demasiado altos, un kilo podría costar hasta $600 pesos.

A pesar de todo es un ingrediente muy usado. Normalmente se prepara para platillos que requieran una cocción seca o con poco aceite, por ejemplo, las tortitas de ahuautle, que constan de huevo de codorniz, epazote y ahuautle o el pipián, pero no me refiero a la salsa, sino a unas tortillas de masa de maíz azul o amarilla, se agrega el ahuautle y  después se colocan en el comal, dándole a la tortilla un extra de sabor. 

Amoyotl, el insecto de los tianguis

Este pequeño insecto tiene diversos usos en las diferentes etapas de su vida, pero normalmente se conoce como amoyotl (atlagua– y moyotlmosquito-) en su vida adulta, y generalmente, se puede encontrar en la superficie de plantas acuáticas en los lagos del Valle de México.

El amoyotl vive en aguas profundas, se captura con redes para que, una vez fuera del agua, pueda dárseles una pequeña precocción, al final, se sazonan con sal para venderlos en el tianguis como botana. De este insecto no hay mucha información de valor nutricional sin embargo, se sabe que proporciona mucha energía.

Tal vez el insecto no tenga un aspecto muy bonito, pero aún lo usan para elaborar muchos platillos, por ejemplo, el tamal puxi o de cinturita de Tetelcingo, que va relleno de verdura (calabaza, elote, chile poblano, chayote, nopales y el amoyotl) y se envuelve en hoja de totomoxtle.

Ocuiliztac, pequeños pero muy funcionales

Ocuiliztac, insectos comestibles
Ilustración obtenida del sitio Beyond Line

Por último, no puedo terminar este texto sin hablarles de los ocuiliztac que viene del náhuatl ocuilin gusano– e iztacblanco-; son pequeñas lombrices que se capturan en el lago de Texcoco con redes de pesca. Hace muchos años se vendían en el tianguis de Tlatelolco. 

Antes de cocinarlos en seco son amarillos y después de la cocción toman una tonalidad negra, tal vez no se antojen mucho, pero tienen un sabor único e históricamente tenían algunos usos. Estas ocuiliztac se les daba a las mujeres que amamantaban para aumentar su leche, además, ayudan al funcionamiento del sistema nervioso, son ligeras y contienen proteína.

También sirven para enriquecer las tortillas tanto en la masa como de relleno; se pueden comer cocidos y sazonados con pimienta o en taco, y se podría considerar como un extra para acompañar, algo así como nuestras papas fritas en los tacos.

Ahora ya sabemos algo de la historia de estos pequeñitos insectos lacustres, aunque todavía tenemos mucho por descubrir, sería bueno darles una oportunidad dentro de nuestras vidas, para hacer un guisado o para una botana antes del trabajo.

Sin duda, estos insectos comestibles nos dan identidad y el no saber sobre ellos hace que poco a poco los vayamos perdiendo, no por nada eran usados como ritual o desayuno del emperador Moctezuma, entonces depende de nosotros mantenerlos dentro de nuestra alimentación y cuidarlos para mantenerlos en nuestra cultura.

Fuentes

Acociles: Staff, G. (2021). Los acociles. GastroMakershttps://www.gastromakers.com/2021/03/26/los-acociles/

Frías, M. (2023). Acociles, los crustáceos mexicanos de agua dulce. Gourmet de México: Vive el placer de la gastronomía. https://gourmetdemexico.com.mx/gourmet/cultura/acociles-los-crustaceos-mexicanos-de-agua-dulce/

De Pesca, I. N. (s. f.). Acuacultura| Acocil. gob.mx. https://bit.ly/3RTs4Xh

Cisneros, S. (2018). Ahuautle, ¿el caviar mexicano de huevos de mosco? México Desconocidohttps://www.mexicodesconocido.com.mx/ahuautle.html

De Las Américas Puebla, U. (2011). RECETA CON AHUAUTLE. Chef Gerardo Rivera Mellado. Blog de la UDLAPhttps://blog.udlap.mx/blog/2011/06/recetaconahuautlechefgerardoriveramellado/

E86. Insectos en Mesoamérica. (2022, 24 marzo). Arqueología Mexicana. https://arqueologiamexicana.mx/ediciones-especiales/e86-insectos-en-mesoamerica

Editorial:La pesca y sus cronistas. (2022). «La Jornada del Campo»https://www.jornada.com.mx/2022/05/21/delcampo/articulos/editorial.html

Eusebio, I. E. (2016b). INVENCIÓN, COLONIZACIÓN y MEMORIA INDÍGENA EN LA NARRATIVA DE FRAY BERNARDINO DE SAHAGÚN. Diálogo andino49, 57-72. https://doi.org/10.4067/s0719-26812016000100008

 

    Insectos comestibles a través del mundo - Chula Gula
    October 19, 2023

    […] Cuéntanos en los comentarios cuál es el insecto comestible que más te gusta y conoce más de este tema en “Los coloridos y nutritivos insectos comestibles” […]

    0
    0

    Deja tu comentario

    También te puede interesar

    • All Post
    • Colaboradores
    • Drinks
    • Entretenimiento culinario
    • Gastronomía
    • Recetas
    • Viajes
      •   Back
      • Restaurantes
      • Ingredientes
      • Antojitos
      • Gastronomía en el tiempo
      •   Back
      • Películas
      • Series
      • Letras deliciosas
      • Arte y cocina
      •   Back
      • Rodrigo Contreras
      • Paul Pérez
      • Jorge Hipolito
      • Jocelyn Díaz

    Gastrónoma de profesión y sibarita empedernida por decisión. He escrito mis vivencias en torno a la comida en diferentes medios especializados de gastronomía por más de diez años y confieso que ¡me ha encantado!

    Sobre mi

    Redes Sociales

    CATEGORÍAS

    Nuevos Artículos

    • All Post
    • Colaboradores
    • Drinks
    • Entretenimiento culinario
    • Gastronomía
    • Recetas
    • Viajes
      •   Back
      • Restaurantes
      • Ingredientes
      • Antojitos
      • Gastronomía en el tiempo
      •   Back
      • Películas
      • Series
      • Letras deliciosas
      • Arte y cocina
      •   Back
      • Rodrigo Contreras
      • Paul Pérez
      • Jorge Hipolito
      • Jocelyn Díaz

    suscríbete

    ENVIADO Ops! Algo salió mal
    Edit Template

    Encuéntranos en Instagram

    es_MXSpanish